D
H
M

¿Consentimiento en una relación?

Cristina Quispe
Psicóloga – Diseñadora gráfica & Fotógrafa
Activista feminista – @amorconsciente.pe

Por años creí que estar en una relación tenía como pack incluido una vida sexual activa, con un nro mínimo de encuentro sexuales. Que debía complacer a mi pareja y él complacerme a mi porque… ¿Lógico no?

Pero no. La vida sexual es personal, incluso si estás en una relación. Nos enseñaron a complacer a nuestras parejas cuando la realidad es que una vida sexual saludable, se basa en consentimiento.

Pero… ¿Qué pasa si a mi novix no se le prende la chispita? ¿Qué debo hacer? Aquí te dejo unos consejitos ya no ya:

  1. No es no: Empezamos con lo más básico. Si ya le diste besitos, cariñitos y hasta le bailaste sexy, si tu pareja no quiere tener relaciones, respeta su decisión. Presionar un acto sexual es increíblemente perjudicial para la conexión en una pareja. Sin mencionar que es un delito.
  2. ¿Está todo bien?: Es normal que en algún momento de nuestras vidas, perdamos un poco el apetito sexual. Ya sea por cambios hormonales, estrés del trabajo, incluso la salud mental impacta muchísimo. Conversa con tu pareja si algo le pasa, si se siente comodx, si quizá hay algo que le molesta o incomoda.  Recuerda, que siempre se debe dar en un espacio seguro, esto no tiene que ser una pelea. ¡Comunicación y escucha asertiva!
  3. Ya se aburrió: Si amigxs, esto también pasa. Y no significa que ya se acabó el amor, separamos los bienes, firmamos el divorcio y a ver quién se queda con la custodia del perro. Les pongo un ejemplo; imagina tu plato favorito, un buen y jugoso lomo saltado. ¿Lo comerías todos los días de tu vida? NO PUES. Lo mismo pasa en el trampolín del amor. Métele sazón a ese platillo delicioso, no temas agregarle nuevos ingredientes, Foreplay tiene cosas deliciosas, déjame decirte, pregúntale a tu pareja si le gustaría probar algo nuevo, o sorpréndelx. Eso, si, recuerda la primera regla ;). Por cierto, ya me dio hambre.

Así que ya sabes, ni tu ni nadie es responsable ni está obligadx a complacer sexualmente a nadie.

Dejemos atrás la idea de que es mejor forzar y complacer, y empecemos a practicar el decidir y gozar. Y se goza mejor cuando ambas partes dice sí.

Buscar productos

Vulva / Clítoris y Vagina
Pene y Testículos
Pechos y Pezones
Trasero
Sexo Placentero, Sano y Seguro
Restricciones – BDSM

Más de Foreplay
Buscar productos